La red RUP de Energía captará nuevos fondos para renovables

0

Canarias ha liderado la creación de la red RUP de Energía en el transcurso de la última reunión de la conferencia de presidentes de las regiones ultraperiféricas celebrada en Madeira. A partir de su puesta en marcha, estos territorios podrán acceder a financiación europea para acometer proyectos de energías limpias con el fin de acelerar el desarrollo de las renovables y reducir la alta dependencia energética del exterior.

Con el lanzamiento de esta red, las RUP unirán esfuerzos a través de una hoja de ruta común y un plan de acción conjunto para sacar el máximo rendimiento al elevado potencial que ofrecen en materia de energías limpias dadas sus especiales condiciones geográficas y climatológicas.

En el transcurso de su constitución, a la que asistieron el presidente del Gobierno de Canarias y el consejero de Economía, se solicitó a la UE que materializara cuanto antes su compromiso para respaldar financieramente acciones destinadas a rebajar la importación de energías fósiles.

Tal compromiso supone facilitar fondos estructurales europeos para acceder a una mayor cuota de fuentes limpias y para mejorar la eficiencia energética en estos territorios comunitarios alejados del continente.

En este sentido, la representación canaria pidió también la realización de un estudio que definiera la mejor manera de financiar ambos aspectos en el marco de la política de cohesión.

Sistemas energéticos aislados y dependientes

La representación canaria destacó en Madeira que los resultados satisfactorios de los trabajos realizados por la red RUP de Empleo han conducido a Canarias a proponer y lograr la ampliación del ámbito de la colaboración entre estas regiones en relación al sector de la energía.

Todo ello para superar el gran nivel de dependencia energética del exterior y la existencia de sistemas eléctricos pequeños, aislados y menos eficientes y, por tanto, generadores de sobrecostes con un impacto directo e indirecto sobre muchos otros sectores de la economía.

Estos inconvenientes dificultan la respuesta de las regiones al uso sostenible de las energías y los recursos naturales, de la economía circular, del respeto de la biodiversidad y de la conservación de los ecosistemas. Una situación que requiere de una atención especial por parte no solo de los gobiernos regionales, sino también de los respectivos Estados y de las instituciones europeas.

Otro de los objetivos de la red es propiciar una acción conjunta en el ámbito de la investigación y la valorización de las energías limpias a través de las universidades y centros tecnológicos de estas regiones así como de la consecución de una mayor eficacia energética.

Su puesta en marcha contribuirá, además, a desplegar el potencial que atesoran las RUP como laboratorios naturales en materia de energías renovables, contribuyendo a consolidar el liderazgo de Europa en este campo y a impulsar la transferencia de tecnologías energéticas limpias desde estos territorios hacia las zonas menos desarrolladas de sus entornos geográficos.

Compartir.

Dejar comentarios